Crash Bandicoot en Coyoacán – Gamer a través de las calles

El ser un Entusiasta Gamer en México es algo particularmente fantástico. No por menospreciar a otros países ni mucho menos, pero, por ejemplo, mientras escribía este artículo descubrí mucho acerca de los llamados mercados al aire libre en Latinoamérica. Si bien ya existían bazares en medio oriente que nos heredaron los españoles, los tianguis, también conocidos como zocos, mercadillos, mercado de pulgas, tilicheras y cachinas, tienen su origen en Mesoamérica, con una fuerte concentración en zonas dominadas por los Aztecas, Toltecas y Mayas.

 

¿Por qué rayos nos hablas de esto, y qué demonios tiene que ver con un Gamer??? Como sabes, uno de los paraísos para nosotros los videojugadores es un mercado al aire libre, donde se comercia con todo tipo de mercancías. Contar las anécdotas que he vivido en ellos me tomará buen número de entradas en esta nueva sección, pero hoy les diré una que me sorprende que llegara aquí.

 

Por asuntos de trabajo, me tocó pasar a comer a un tianguis en esta gran CDMX, y mientras disfrutaba una buena barbacoa, mi mirada paso a la mesa de enfrente, donde varios hombres daban bocados también a sus alimentos. Eran los clásicos “Godínez”, personas de entre 35 a 45 años, gente de oficinas de gobierno, o de alguna firma de ingeniería o de empresa mediana, de esos que bromean en sus horas de descanso mientras hablan de contratos y elementos de trabajo, de los que nunca esperarías escuchar una acalorada discusión de Destiny, o de la N. Sane Trilogy…

 

¡Pero esos fueron los temas de la charla! Y detrás de esos lentes de intelectual oficinista, de los chalecos del ingeniero o del traje del abogado había Gamers que platicaban de por qué el primer Destiny les gustó o por qué el segundo jalaba mejor en la PS4, aunque no haya tenido suerte a la hora de buscar equipos competentes… Los que parecían de mayor edad platicaban con entusiasmo del haber jugado la N. Sane Trilogy y de cómo gracias a eso sus hijos pudieron darse una probada de lo que ellos en su adolescencia disfrutaron tanto (mientras se frustraban de aquí al infinito…), coincidiendo también en el hecho de que el original era más difícil y más divertido (gafas de la nostalgia incluidas). Uno más defendió su Xbox One X nuevechita, y aunque ante tanto fan de PlayStation no tenía nada que hacer, la foto de su consola atrajo miradas de celos de parte de uno de ellos.

 

Nuestra industria avanza a pasos agigantados. Nuestros premios anuales tienen ya casi pinta de entrega de Grammys y Óscares. Desarrolladores legendarios suenan tanto como nombres de directores de cine. Todo esto afecta a nuestra cultura popular, llega a todos los rincones. Madres y abuelos echan partidas en juegos casuales de celular, y desde la Wii ya se daba muestra del atractivo para las masas. Esta industria ya tiene muchos años, y cada vez será más popular ver estas escenas. Ante algo así, sólo me queda seguir feliz por este camino, y encontrar mucho más en este mundo, como un Gamer a través de las calles.

 

¡Que la nostalgia los acompañe!

Paul Jagger Administrator

Jugador ávido, con cierta obsesión por obtener el 100%. Entusiasta de la Historia y Cultura Gamer, comparto reviews y holidays de videojuegos de todos los tiempos, algún meme, pensamiento o noticia. Todo con sencillez y buen humor, sin aspirar a Hardcore.

follow me

También te puede interesar

Dejar un Comentario